X

Un control cardiológico adecuado y realizado a tiempo puede salvar muchas vidas.
Las enfermedades cardiovasculares (ECV) son la principal causa de muerte tanto en México como en todo el mundo.

En México en particular, cerca de 100 mil personas mueren anualmente por infarto al corazón. Cerca de la mitad no llega al hospital por carecer de información. En otros casos porque suele ser súbito. La mayoría de los eventos cardíacosson prevenibles si se tienen en cuenta los factores de riesgo cardiovascular y se realizan los controles preventivos.

¿Qué son los factores de riesgo cardiovascular? Son variables que pueden incidir de forma importante en el riesgo de sufrir una enfermedad cardiovascular. Si estos factores se presentan combinados entre sí, pueden multiplicar el riesgo.

¿Cuáles son los principales factores? Podemos encontrar dos tipos:

  • Factores de riesgo no modificables
    Son los que no podemos controlar. Este grupo incluye la edad, el sexo, la carga genética y los antecedentes familiares.
  • Factores de riesgo modificables
    Son los que sí podemos controlar: – de forma total, como el hábito de fumar y el sedentarismo. – de forma parcial, tomando medidas para monitorearlos, como la hipertensión arterial, la diabetes, el colesterol, y la obesidad.

¿Cómo actúan estos factores en nuestro riesgo cardiovascular?

  • La edad y el sexo
    A medida que envejecemos, nuestro corazón también lo hace, aumentando el riesgo de padecer problemas cardiovasculares. Por ejemplo, a partir de los 40-45 años se duplica la posibilidad de sufrir una insuficiencia cardíaca.
  • Tabaquismo
    El consumo de tabaco favorece de forma determinante la obstrucción de las vasos sanguíneos. Estrecha, endurece las arterias y eleva la presión arterial, por lo que el corazón debe trabajar más y favorece la formación de coágulos en la sangre que pueden provocar un infarto.
  • Hipertensión arterial
    El descenso de los niveles de la presión arterial reduce los episodios cardiovasculares, especialmente, los accidentes cerebrovasculares. Los valores normales aconsejados para adultos sanos son de 120/80 mm/Hg.
  • Diabetes tipo 2
    Se calcula que sólo la mitad de las personas con diabetes están diagnosticadas. De no controlarse, la diabetes puede afectar de forma negativa a la salud cardiovascular, siendo los accidentes cardíacos la principal causa de muerte entre las personas diabéticas.
  • Colesterol
    La concentración elevada de colesterol total y colesterol malo o LDL en la sangre se acumula en las paredes de las arterias, formando una placa que puede generar una obstrucción, y ocasionar un ataque.
  • Obesidad Diversos
    estudios asocian la obesidad con un mayor riesgo de mortalidad. Es la segunda causa de muerte por causas evitables después del tabaco.
  • Sedentarismo
    A mayor práctica de ejercicio físico, menor riesgo de mortalidad cardiovascular. La actividad física moderada fortalece el músculo cardíaco, mejora la circulación, disminuye la tensión arterial y la masa corporal.
Tener hábitos saludables y controlar estos factores de riesgo cardiovascular resultan fundamentales para cuidar la salud de nuestro corazón. Si tienes uno o más factores de riesgo cardiovascular, es imprescindible que conozcas el estado actual de tu corazón.